Cómo se usa la pistola de pintar

Un artículo que no puede faltar en tu casa, es una pistola para pintar.  Gracias  a este útil aparato, puedes pintar fácilmente las paredes o artículos  tu hogar,

La pistola como lo dice el nombre,  se utiliza para pintar de forma más rápida y fácil.

En ese sentido, usar una pistola de pintura no es difícil ya que prácticamente, todo el trabajo lo hace este artefacto.

Pero recuerda, para usarla, necesitarás contar con algo de práctica y habilidad para tener los mejores resultados.

Recomendaciones para usar la pistola para pintar

A continuación te damos algunas recomendaciones para usar tu pistola de pintar:

Presta  atención a los lugares que no desees pintar.

Antes que empieces a pintar, toma en cuenta que parte del ambiente debes proteger de la pintura.

Esto es importante,  dado que en algún momento de descuido, tu pistola para pintar puede salpicar gotas de pintura en el lugar menos esperado.

Protege los ambientes de la casa:

Antes de comenzar el trabajo,  tendrás que cubrir tus muebles u  objetos  para no mancharlos de pintura.

Tomemos en cuenta,  que si manchas con pintura los  muebles o paredes, esto significa mucho más presupuesto, ya que tendrás  que limpiar el lugar en donde se emplea este aparato.

Es importante que tomes en cuenta que si no limpias el lugar, la pintura no podrá adherirse a la zona en la que se va a pintar y así tu trabajo final quedará listo.

 

Evalúa los ambientes donde harás el trabajo

Antes de comenzar a pintar, evalúa el lugar respectivo. Por ejemplo, si haces el trabajo en un lugar externo, el viento afectará tu manera de trabajar,  ya que  desviará las partículas de la pintura.

Posteriormente, la pintura debe estar perfectamente mezclada y libre de grumos.

Si la pintura que utilizamos está muy sólida, afectará a la pistola de pintar, dado que esta probablemente se atascaría.

Cuando llegue el momento de pintar con tu pistola, deberás cubrir con cinta adhesiva los lugares que querrás proteger.

Dependiendo el trabajo de pintura que va a emplear en el momento, el movimiento de la pistola deberá de ser paralelo a la pared y con movimientos suaves y firmes. No tienes que mover la muñeca .

Para pintar correctamente, muévete con la pistola,a fin la pintura se distribuya de manera homogénea.

Cuando muevas la pistola hazlo de manera uniforme y a la misma velocidad siempre, sin pararse nunca en ninguna zona del lugar en donde estás pintando para no recargar de pintura.

Si llevas a cabo estos pasos, podrás pintar adecuadamente y tendrás buenos resultados.

 

Partes de una pistola de pintar

Cuando hablamos de la pistola para pintar, deberás conocer algunas de sus partes para saber sobre su funcionamiento. A continuación tenemos algunas de ellas:

Depósito de pintura

Aquí es donde colocarás la pintura que se va a usar. Algunas personas expertas en esto le llaman tanque de pintura

Cuánto más grande y espacioso sea el lugar de trabajo, más pintura se va a necesitar.  Suelen andar el litro y 2 litros.

Regulador de flujo

Esta válvula hace que poder regular la pintura sea fácil, de modo que la pintura que saldrá por la boquilla de la pistola se regule por medio del gatillo o mango.

Boquilla

Es el lugar por donde sale la pintura. Su tamaño dependerá del tipo de pistola para pintar .  Dependiendo de ello, la boquilla será más o  menos grande, a fin se pueda adaptar a diferentes tipos de pinturas y consistencias.

Estas son algunas consideraciones antes de comprar tu pistola para pintar, esperamos que sean de tu agrado.

Visita nuestra tienda online www.modregohogar.com y encuentra la pistola de pintar que necesitas.

Categorías de Herramientas eléctricas



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *